El timo de Wallapop

Ya desde hace tiempo, la Guardia Civil viene advirtiendo del peligro de enviar el DNI escaneado o mediante foto a través de internet, puesto que, de este modo, un tercero podría acceder al mismo y, por ejemplo, dar de alta contratos a su nombre, pedir préstamos, etc. Es decir, suplantar tu identidad y generarte un perjuicio económico.

Actualmente, una de las plataformas de compra-venta más popular y usada es Wallapop, la cual solicita fotografía del DNI para poder comprar o vender. Y, tanto su popularidad como su mecanismo de identificación a través de envío de DNI, está siendo usado por ciberdelincuentes para realizar suplantaciones de identidad y realizar estafas.

El modus operandi, consiste en publicitar una venta de un artículo a un precio anormalmente bajo, para así captar la atención del comprador y que actúe de una forma más precipitada al creer que se trata de una “ganga”. Por ello, una de las primeras alertas que debemos detectar es esta, si el precio es demasiado bajo para el artículo ofertado y nos solicitan el DNI, puede tratarse de una estafa.

Otra de las técnicas utilizadas por los estafadores es, como garantía y para mostrar confianza, te mandan “su DNI”, el cual, normalmente es de otra víctima, a quien, en caso de que también consigan engañarte a ti, denunciarás en la creencia de que ha sido el verdadero artífice del delito, siendo infructuosa la denuncia.

Sin embargo, tenemos que ser conscientes de que existen casos en los que sí que nos pueden pedir que enviemos el DNI y que sea legítimo e incluso que estemos obligados a ello, por ejemplo, las entidades bancarias en cumplimiento de la ley contra el blanqueo de capitales (pagos de dinero en “b”, negro o con origen en actividades delictivas). Pero, por otro lado, también tenemos que saber que las entidades bancarias son frecuentes objetivos de phishing, suplantando sus páginas webs para que ingresemos el usuario y contraseña de nuestras cuentas bancarias y transferirse el dinero.

Incluso en los casos en los que estemos obligados a aportar nuestro DNI, podremos hacerlo e identificarnos enviando nuestro DNI “modificado”, de forma que nadie pueda usarlo posteriormente para suplantar nuestra identidad. Para ello, únicamente necesitamos una aplicación sencilla de edición de imágenes, como Photoshop, para realizar las siguientes modificaciones en nuestro DNI escaneado:

1.- Pixelar la foto (hacer que aparezca borrosa) o tapar los ojos con un rectángulo de color.

2.- Pixelar la firma.

3.- Incluir una marca de agua. Que aparezca en letra translúcida cualquier texto que queramos incorporar para poder acreditar que el uso de nuestro DNI no ha sido consentido más que para la finalidad por la que lo hemos enviado, por ejemplo, añadir el texto: Copia para el banco.

Estos consejos servirán para minimizar el riesgo de que nuestro DNI pueda usarse para suplantar nuestra identidad, pero como siempre, la mejor defensa es la prevención, identificar potenciales estafas antes de enviar nuestro DNI, sobre todo en aquellas situaciones, aplicaciones y webs, de menor confianza o en las que estemos más expuestos a un tercero desconocido, como en las compra-ventas.

Para más información contacte con nosotros, le informamos sin compromiso en el teléfono 988 609 224 y en de******@ar***********.com

Síganos en Facebook y vea nuestro blog de protección de datos, para mantenerse informado de todas las novedades.

Arias Avogados

Comparte este artículo en tus redes
Toll Free
1-885-245-45635
New York
1-455-245-45623
Toronto
1-657-544-45623